jueves, 14 de octubre de 2010




A los elefantes jóvenes se les ata a una estaca con una cadena, dejándoles un radio de acción limitado, es la manera que se tiene de controlar que no huyan de donde se ha decidido dejarles. Cuando son adultos solamente con atarles una cadena a la pata, sin estaca, ya no marchan, creen que están atados y no hacen intento de zafarse de sus vigilantes.

Este hecho me recuerda a la famosa caverna de Platón donde los humanos están sentados de espalda a la entrada y se conforman pensando que las sombras son la realidad. Estamos condicionados por aquello que se nos ha dicho, no somos capaces de discernir por nosotros mismos.

Debemos prestar mucha atención a todo aquello que el Maestro nos hace llegar. Recordemos que el Maestro habla por boca de todos, no olvidemos nunca que los más simples suelen ser quienes nos dan las grandes lecciones, nos enamoramos de gurues y maestrillos sin prestar atención a la Voz que nos habla desde nuestra propia casa o en nuestro entorno más cercano.

Se dice que andaba por una calle un fiel discípulo de un gran guru cuando oyó gritos, un elefante se había desbocado y se dirigía directamente hacia él, en vez de apartarse se postró y empezó a rezar, Oh Shiva Tu que todo lo puedes, Tu que todo lo eres libérame del mal. Pero el elefante le pasó por encima dejándolo muy maltrecho, en cuanto pudo se fue a ver a su guru y le dijo, como es posible que Dios no me oyera, no me hiciera caso? A lo que su maestro le respondió. Si que te hizo caso o no oíste su Voz en la boca del pobre hombre que iba montado en el elefante diciéndote aparta, aparta.

Creo que este es una buena manera de ilustrar lo que os pretendo decir, solemos escuchar a grandes voces, doctas y ilustradas pero no lo hacemos con los más allegados, con los más simples y son ellos, la mayoría de veces, quienes nos dan las grandes enseñanzas.

Namasté

No se porque pero hoy he recuperado mi autentico nombre, que más dará una etiqueta que otra, pero se ha hecho.

31 comentarios:

A.A. dijo...

Sí...

Aunque si nos damos cuenta, en realidad los gurus sólo señalan lo que es obvio y que, precisamente por ser obvio, nos pasa desapercibido. Es la complejidad de la mente, al entrar en contacto con esta sencillez, la que ha creado todas las complicadas "enseñanzas". Pero la esencia es muy simple.

Me gusta tu nuevo "look" :)

Sankara dijo...

Querida A.A.

Cuanta razón hay en tu comentario, por enseñar lo obvio son sabios, como bien dices lo más obvio es lo más desapercibido.

Un abrazo.

Quimbreda dijo...

Querido Sankara.

En mi viaje del último libro del físico cuántico Goswami, que tu sabes avanzo paso a paso, se me revela la respuesta a tu post y al pobre hombre que le pasó el elefante por encima.

La batalla que desde hace siglos liberan la ciencia y la espiritualidad, sin conseguir un punto de fusión hasta ahora, Goswami comenta que el paradigma de la ciencia ha sido siempre el pruébalo y analiza los resultados, en contra de la religión que como conoces se apodera durante siglos de la espiritualidad del hombre, cuando ésta forma parte de la conciencia y por tanto no sujeta a aspectos materiales, se basa en la fé y en la aceptación de los dogmas que cada religión ha impuesto, mientras que puede aplicarse un recurso muy simple que es la ciencia espiritualidad. Aplica el -haz pruebas y mira los resultados- en tu concepto individual de la espiritualidad. Observa los cambios en ti mismo que se producen cuando tu conciencia logras ponerla en conexión cósmica o divina, como más te guste llamar.

Seguramente el personaje de la historia del elefante desbocado, se habría ahorrado tan grave accidente.

Quim.

Quimbreda dijo...

Querido Sankara.

En mi viaje del último libro del físico cuántico Goswami, que tu sabes avanzo paso a paso, se me revela la respuesta a tu post y al pobre hombre que le pasó el elefante por encima.

La batalla que desde hace siglos liberan la ciencia y la espiritualidad, sin conseguir un punto de fusión hasta ahora, Goswami comenta que el paradigma de la ciencia ha sido siempre el pruébalo y analiza los resultados, en contra de la religión que como conoces se apodera durante siglos de la espiritualidad del hombre, cuando ésta forma parte de la conciencia y por tanto no sujeta a aspectos materiales, se basa en la fé y en la aceptación de los dogmas que cada religión ha impuesto, mientras que puede aplicarse un recurso muy simple que es la ciencia espiritualidad. Aplica el -haz pruebas y mira los resultados- en tu concepto individual de la espiritualidad. Observa los cambios en ti mismo que se producen cuando tu conciencia logras ponerla en conexión cósmica o divina, como más te guste llamar.

Seguramente el personaje de la historia del elefante desbocado, se habría ahorrado tan grave accidente.

Quim.

Sankara dijo...

Querido Quim.


Veo que la ventana del visionario hace mella en ti, me gusta, ya te pasaré los otros 5 o 6 libros que tengo de Goswami a ver si hay suerte y la ONCE tiene alguno publicado, hay uno en el que demuestra científicamente que la reencarnación existe. Este físico Quántico es sin duda uno de los mejores de la actualidad.

Dices que “La batalla que desde hace siglos liberan la ciencia y la espiritualidad” supongo que te refieres a la batalla con la religión, la espiritualidad engloba tanto a unos como a otros, creo que es el punto de encuentro. Cuando los científicos empiezan a vislumbrar las verdades ancestrales dichas por maestros y visionarios y las religiones empiezan a perder fuerza y, una vez superado el ateísmo y el agnosticismo, ha llegado el momento de que todos aquellos como tu empiecen ha ser reconocidos como personas de alto novel espiritual y por tanto debemos, si me lo permites, tirar del carro y hacer ver a los demás que la verdad no es ni religiosa ni científica es espiritual, porque solo el Espíritu es Real.

Un gran abrazo.

Gorka dijo...

Todos estos cuerpos-mente somos maestros y discípulos a la vez...

A veces, como al hombre que le pasó el elefante por encima, no "vemos" las señales que tenemos delante. Las buscamos por otro lado y están delante.

Un abrazo cósmico!!.

Sankara dijo...

Otro gran abrazo, Gorka.

Me alegra que concuerdes conmigo, todos maestros todos discípulos.

Como bien dices solo hay que ver lo que tenemos delante.

gavius dijo...

Hola Sankara.

No sabía lo de los elefantes, me parece un buen ejemplo, estamos condicionados por tantas cosas que cuesta mucho deshacerse de la carga.
Gracias.

Ganapati dijo...

Pretender que se enseña porque se ha leído, es como querer explicar los secretos de una ciudad o lugar cualquiera, con sólo haber visto el mapa.

Hay muchos que quieren ser "maestros", pero muy pocos que aceptan ser discípulos... es natural en la mente que no ha madurado lo suficiente, como para que la entrega sea total.

No creo que el saber libresco sea atractivo para un buscador sincero.

Naturalemente se trasunta el egotismo propio de quien lo escribe, y el lector no siente vibración alguna, ni paz, al recibirlo en su conciencia pura.

De todas formas creo que hasta de éstos maestros se puede aprender algo, y si están "sonando" no es vano su existir, como nada lo es.

Vendrían a ser como el conductor del elefante gritando con su actitud irrespetuosa ... cuidado, el ego, el ego, el egoooo!!!

Namasté Amigo en el Ser

QUEOQUINA dijo...

sankaradas, un abrazo como siempre y gracias.

Vasishtha dijo...

Conocer, es no poder explicar.
Explicar,es no poder conocer.
Creo que la luz del conocimi-
ento deslumbra cualquier expli-
cación.
Asimismo, la oscuridad de la
explicación, oculta al conoci-
miento.
Aún así, no escarmentamos.

Pranam.

Atma Lula dijo...

Si escuchas desde la mente condicionada, seguirás sin enterarte de nada.. Para escuchar, hay que estar dispuesto a acallar lo que creías conocer, sino, no hay nada que hacer..!
Namasté, Sankara.

arianna dijo...

Sankaradas , tú lo has dicho en la humildad está la enseñanza,
muchos de los sabios no son grandes maestros por conocer muchas cosas, son grandes porque saben ignorarlas,
en realidad no hay nada que sea importante, continuaremos explorando
Amo los elefantes, siento una conexión con ellos, son mis maestros y no hablan,me inspiran muchas cosas
hoy es una de mis grandes ilusiones, estar al lado de uno de ellos , (pero de verdad, tocarlo y sentirlo )
Cuando entro a tu blog me gusta leer estas palabras:No soy yo quien escribe sino que eres tu quien lee, gracias amigo
Namasté
(me gusta el cambio de tu blog)

José Manuel dijo...

Sí, tu reflexión me trae al recuerdo la distinción tradicional entre guru y upaguru, siendo éste la prolongación del primero pero revestido en la forma de cualquier acontecimiento, encuentro, frase, etc. Así todos, de hecho y sin saberlo, podemos ser instrumentos del único guru.
Sin lugar a dudas Sankara es un nombre que cuadra mejor.
Un abrazo amigo.

Z. dijo...

Es verdad Sankara, todo a nuestro alrededor nos habla y dialoga continuamente con nosotros, nos muestra, como un espejo, constantemente nuestra realidad, solo hay que mirar, por ello es un gran maestro.
Gracias y un abrazo!

Santosham dijo...

Bello y muy acertado el paraelismo con lo de las patas de los elefantes...es así tal cual
En cuanto al Maestro, es SOLO una referencia más, como el faro que algunos marinos usan y otros dejan pasar, buscando el siguiente.
Respecto a nosotros y la escucha, creo que es la clave. Muchas veces y aún sin conocernos de nada, emitimos juicios de unos y otros como si "supiéramos", pero bué...
Al fin concuerdo con z la perfeción de la maestría está por todos lados a nuestro alrededor.
"¿estaremos atentos...?"
lo intentaremos...
un saludo hermano SANKARA

Sankara dijo...

Gracias a ti Gavius.

Realmente, como decía en un reciente post desde pequeños se nos condiciona, pero recordemos que tenemos la posibilidad de discernir y liberarnos de los conceptos que nos atan.

Sankara dijo...

Hola Ganapati.
Creo que un buscador deja de buscar cuando se da cuenta de que no hay nada que encontrar, YA SOMOS.
Me ha gustado mucho lo del “conductor del elefante gritando con su actitud irrespetuosa ... cuidado, el ego, el ego, el egoooo!!!”.
Esoy seguro que tu ya has visto la Luz y sabes que solo el aquí y ahora es real.

Un grandioso abrazo

Sankara dijo...

Gracias Queo por estar aquí y compartir tu sabiduría.

Sankara dijo...

Pranam Vasishta.

Buen comentario, estoy totalmente de acuerdo contigo.

Un caluroso abrazo de bienvenida a estos Mandala-blogs.

Ah. Espero leer pronto un post en tu blog que seguro me hará aprender mucho.

Sankara dijo...

Namasté Atma Lula.

A Shiva Dakshinamurti se le considera el Adi Guru, o guru primordial, Maestro de maestros, enseñaba en SILÉNCIO!!!
Me ha gustado tu comentario Gracias.

Sankara dijo...

Querida Arianna.
Que buena definición de sabiduría “Son grandes porque saben ignorarlas”.
Me has recordado a Sócrates que paseando por un mercado con un discípulo le dijo. Ves cuantas cosas que hay que no necesito.

Un cariñoso beso.
Sankara.

Sankara dijo...

Querido José Manuel.

Solo aquel que es capaz de ver en vosotros a maestros es capaz de ver al Maestro en vosotros.

Gracias por tu enseñanza.

Sankara dijo...

Un abrazo Zanara.

Solo hay que mirar en la Luz y escuchar en el Silencio.

El Maestro está en vosotros, gracias por enseñarme tanto.

Sankara dijo...

Hola Santosham.

Realmente lo importante es estar atento y no distraerse por banales conceptos.
Al decir que el maestro es solo una referencia más me has recordado aquel importante ejemplo que dice que es como un palo que utilizamos para avivar el fuego, cuando prende al palo también se tira a la hoguera.

Un gran abrazo.

Sina dijo...

Querido Sankaradas, gracias por estas historias llenas de sabiduría.
Desde la sencillez es más fácil estar en la luz.
Un amoroso abrazo.

Sankara dijo...

Querida Sina.

En la sencillez está la sabiduría.

Otro amoroso abrazo.

Gorka dijo...

El maestro es como el palo que utilizamos para avivar el fuego, cuando prende el palo también se tira a la hoguera...

Gracias!!.

Sankara dijo...

Gracias a ti Gorca por compartinr la enseñanza.

Evolet dijo...

A veces tendemos a buscar las soluciones más complicadas, cuando lo más sencillo es lo que está más a la vista, lo obvio. A veces Dios nos pone la solución de la manera más fácil y no lo queremos ver ;)

Me ha encantado, ha sido precioso!!!

Un saludo,

Evolet.

Sankara dijo...

Querida Evolet.

Hay una historia que cuenta que Brahman, Dios de dioses, estaba pensando donde esconder la Luz a los humanos para que al buscarla les sirviera de Lección, pensó y pensó y conocedor como es de la realidad sabía que de una manera u otra acabarían encontrándola con más o menos facilidad. Pero como quería que fuera dificultosa para que la Lección fuera más grande decidió esconderla en el interior de cada individuo así, como tu bien dices, al ser tan obvio les costaría mucho encontrarla.

Gracias por tu comentario.

Un abrazo.